El FMI aplaude el uso de coberturas al precio del barril de petróleo


El uso de coberturas petroleras o seguros comprados en los mercados financieros realizado por México para asegurar un precio del barril de petróleo proyectado en el presupuesto federal, fue aplaudido por el Fondo Monetario Internacional (FMI).

México es "un referente en el uso de instrumentos financieros para cubrirse de los riesgos de fluctuaciones en las cotizaciones del hidrocarburo en los mercados financieros", como los bancos de Nueva York por ejemplo, dijo el organismo mundial.

Entre los países es "una práctica poco usada", principalmente por el costo político de explicar pérdidas asociadas a esta estrategia, cuando los precios reales son mayores a los pactados con un año de anterioridad a partir de estimaciones, indicó el FMI.
"Hasta el momento el interés en esta estrategia se ha mantenido modesto", puntualizó el reporte titulado "Aprendiendo a vivir con petróleo más barato", sobre los ajustes de política en países exportadores de petróleo del Medio Oriente y Asia Central.

México ha sido pionero al comenzar a usar las herramientas de gestión de riesgos financieros en 1990, con las llamados "coberturas petroleras" para asegurar un precio, que podría utilizarse como base estimada para el presupuesto del año siguiente.

Así, desde hace casi 20 años la petrolera estatal Pemex —que está dejando de ser un monopolio con una reforma constitucional que permite inversión extranjera y privada— ha comprado anualmente en los mercados financieros seguros al precio de cada barril de petróleo de exportación, programado en el presupuesto anual del Gobierno.
Por ejemplo, en diciembre de 2015, el gobierno mexicano salió ganando unos 5.600 millones de dólares: recibió un pago de 6.300 millones de dólares de la banca extranjera que le vendió esas "coberturas petroleras", aseguradas en bancos de Nueva York a cambio de unos 700 millones de dólares pagados por adelantado por parte de México.

Apuestas petroleras

El FMI admite el riesgo del uso de las coberturas petroleras, por los costos políticos que los gobiernos deben pagar cuando las ganancias se pierden durante un repunte inesperado de los precios, a un nivel superior al precio pactado de antemano en los mercados.

Por ejemplo, el gobierno de Ecuador fue muy criticado por las pérdidas que ocasionó es estrategia de coberturas o seguros en los mercados a futuros, cuando en 1993 compró por adelantado un sistema para asegurar un precio mínimo para aquel año, y al final los precios resultaron ser significativamente más altos que ese rango pactado de antemano.

Pero México mantiene su programa de compra de seguros o coberturas petroleras como estrategia de manejo de riesgos.

En 2014, para el año fiscal 2015, por ejemplo, México cubrió al 100 por ciento sus ingresos petroleros mediante una estrategia dual: compró opciones tipo "put" para la cobertura de un precio promedio de 76 dólares (por 10.467 millones de pesos), y una cuenta complementaria del fondo de estabilización de los ingresos presupuestarios (por 7.944 millones de pesos), pagando menos de 1.000 millones de dólares en total.

Al final del contrato, en el marco de la drástica e inesperada disminución en el precio promedio del petróleo un año más tarde, el 30 de noviembre de 2015, el gobierno recibió un pago de 6.300 millones de dólares por concepto de los seguros pactados, el mayor monto recibido por este concepto en 20 años, con una ganancia de más de 5.000 millones de dólares en la operación especulativa.

México también se adelantó a otros países aplicando desde hace un año una masiva “reducción preventiva” del gasto público de alrededor de 0,8 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), unos 8.000 millones de dólares, de los cuales Pemex cargó con la mitad de ese recorte de gastos.

Para 2016, México practicó una segunda gran reducción similar del gasto público, que sumadas representan una reducción de 1,5 por ciento del PIB, unos 16.000 millones de dólares recortados al gasto programable en dos años.

La compra de esos seguros a finales de 2015 subió, por la natural especulaciones en un marco de precios bajos, y este vez costó más a México, esta vez pagó para 2016 unos 1.100 millones de dólares.

Pero el Gobierno protegió así sus ingresos fiscales de todo este año: garantiza el precio de cada barril de crudo que va al presupuesto programado a 49 dólares por barril —que deben pagar los bancos u vendes los seguros—, arriba del precio actual de la mezcla mexicana alrededor de los 40 dólares por tonel, que considerando las dramáticas caídas del barril de crudo a principios de año pude termina con un promedio menor, ofreciendo ganancias.

Ésta es "una protección excepcional que tiene México, con la que no cuentan otros países productores de petróleo”, afirma el gobierno mexicano.

Fuente: PanamaOn
El FMI aplaude el uso de coberturas al precio del barril de petróleo El FMI aplaude el uso de coberturas al precio del barril de petróleo Reviewed by Jesus Romero on 6/10/2016 Rating: 5
Publicado por los Editores. Con la tecnología de Blogger.